X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Miércoles 30 noviembre 2022
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
festival de ópera

Bayreuth repite el escandaloso 'Anillo del nibelungo' de Castorf

MANUEL MUÑOZ. 25/07/2014 Christian Thielemann en 'El holandés errante' y Andris Nelsons en 'Lohengrin' son dos valores seguros en el festival de este año, que Radio Clásica transmite en directo del 25 de julio al 1 de agosto

VALENCIA. Como dijo Alex Ross, "la aletargada ciudad de Bayreuth es el único liugar de este mundo donde el siglo XIX sigue manando eternamente". Y así es sin duda contra la voluntad de las hermanas Katharina y Eva Wagner, biznietas del compositor, que dirigen el festival desde 2009, tras la muerte de su padre Wolfgang Wagner. Al igual que el propio Wolfgang y que Wieland, hermano de este y fallecido en 1963, las hermanas Wagner se esfuerzan por innovar.

Una prueba de ello fue la producción que Katharina firmó de Los maestros cantores de Núremberg, estrenada en 2007, en cartel hasta 2011 y que resultaba más que dudosa y de nula fortuna en sus pretensiones de desmitificar entre otros a su propio bisabuelo. Ella no dejó de salir a saludar a final de las representaciones con vistosas reverencias, melena rubia al vuelo, para corresponder a los más sonoros abucheos. Pero la mayor parte del público no parece interesado en los montajes escénicos innovadores y suele abuchearlos y pitarlos ruidosamente. Hay que decir que en ocasiones con razón, como en el caso del lamentable Parsifal de Christoph Schlingensief (2004-2007), que era un auténtico despropósito.

El festival de este año se abre, como siempre, el 25 de julio, pero no incluirá una nueva producción, como es habitual al año siguiente de estrenar un nuevo montaje de El anillo del nibelungo. Se representará el primer día el Tannhäuser del berlinés Sebastian Baumgarten, que se viene representando desde 2011, con dirección musical de Axel Kober, que ya dirigió el pasado año esa obra. Es el día del desfile de personalidades en la alfombra roja, al que no suele faltar la cancillera Angela Merkel, acompañada de su marido, Joachim Sauer, al que los alemanes llaman, con cierto sentido del humor, el Fantasma de la Ópera, ya que solo suele aparecer con ella cuando hay representación operística.

No obstante, contará con la producción de Frank Castorf del Anillo del Nibelungo que traslada la acción al siglo XX, con el petróleo y el dinero como motivo y una curiosa y espectacular transformación del monte Rushmore en el que los rostros de los presidentes estadounidenses son sustituidos por Marx, Lenin, Stalin y Mao. Castorf plantó cara a los abucheos del público el pasado año, lo que sin duda contribuyó a la difusión mediática de esta producción, en la que Siegfried utiliza un Kalashnikov para acabar con el gigante Fafner convertido en dragón y poseedor del tesoro de las Hijas de Rin.

En la innovación Bayreuth no es una excepción en la escena operística alemana, que se ve aquejada de lo que la cantante Waltraud Meier, bien conocida del público valenciano, llama "la dictadura del director de escena". El respeto a las partituras operísticas es hoy más completo que nunca. A cambio, los directores de escena suelen buscar transposiciones temporales de la acción y en ocasiones la introducción de elementos o hechos que, lejos de subrayar lo que expresa el libreto, lo conducen por caminos alejados de su texto.

El aficionado sabe que en Bayreuth encontrará, y de ahí la cita de Ross, una gran parte del espíritu fundacional que Wagner imprimió al festival en 1876 cuando lo puso en marcha para interpretar sus obras. La orquesta, que se forma cada año con miembros de diversas formaciones sinfónicas, en su mayor parte alemanas, es de una calidad excepcional. Y también el nivel de los cantantes y directores suele ser muy alto.

En el programa de este año hay tres grandísimos directores, cuyas representaciones yo recomendaría no perderse, al menos a través de la radio, un sistema mucho más fácil que conseguir las entradas, que además se han encarecido sensiblemente en los últimos años. Se trata de Kirill Petrenko, nuevo titular de la Ópera de Múnich, que el año pasado bordó su Anillo con unas versiones enérgicas, brillantes y expresivas de las cuatro obras que lo componen. El veterano y bien conocido Christian Thielemann dirige El holandés errante y el espléndido Andris Nelsons hace un formidable Lohengrin, aunque las producciones de ninguna de estas dos obras que ofrece ahora Bayreuth sean para tirar cohetes.

Para quienes estén interesados, Radio Clásica ofrece las primeras representaciones de todas las obras con la siguiente distribución:

Julio
25, viernes, 15.55. Lohengrin
26, sábado, 17.55. El holandés errante
27, domingo, 17.55. El oro del Rin
28, lunes, 15.55. La walkyria
30, miércoles, 15.55. Siegfried
31, jueves, 15.55. Lohengrin

Agosto
1, viernes, 15.55. El ocaso de los dioses

Comparte esta noticia

comentarios

Actualmente no hay comentarios para esta noticia.

Si quieres dejarnos un comentario rellena el siguiente formulario con tu nombre, tu dirección de correo electrónico y tu comentario.

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG