X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Sábado 12 junio 2021
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
EL FIASCO DE RUS

El MuVIM es otra
bomba de relojería

C. AIMEUR. 21/11/2014 Arrecian las críticas contra la influencia de Antonio Lis; críticos y artistas denuncian el concurso para director del MuVIM y de la sala Parpalló

VALENCIA. Tal y como se entra en el Museo Valenciano de la Ilustración por la calle Quevedo, a la izquierda, el visitante se puede encontrar la puerta de acceso a las oficinas. Si uno va a la derecha, hasta el fondo, allí podrá encontrar el despacho de la diputada de Cultura, María Jesús Puchalt. Dicho despacho perteneció antes al director, a Romà de la Calle. Puchalt exigió que se lo aclimataran a su gusto. Fue redecorado. Está normalmente cerrado. Con llave. No se puede entrar en él. No se usa.

El MuVIM fue en su día la gran apuesta del fallecido Manuel Tarancón. Romà de la Calle, con la colaboración del malogrado Carlos Pérez, relanzaron el centro en otra dirección, abierto a la ilustración en sentido estricto y a la fotografía. Todos ellos hicieron del museo valenciano un oasis de cultura. Se organizaban exposiciones internacionales. Radio 3 emitía desde el centro para toda España. Hoy el MuVIM languidece con una programación errática, cambiante. A veces parece una sombra de lo que fue. Sólo contados destellos, algunos proyectos expositivos, lo reaniman.

Este domingo está previsto que se clausuren dos de las tres exposiciones del proyecto En moto, una de esas contadas iniciativas que le dan vida al centro. Las dos muestras cerrarán una semana antes de lo previsto. No es la primera vez que sucede con el área de Cultura de la Diputación. De un tiempo a esta parte las exposiciones aparecen y desaparecen de las agendas, sin previo aviso. Así sucedió con Stars and stripes. Los valencianos y los Estados Unidos de América, dedicada a los emigrantes valencianos a América, que se iba a inaugurar en el Museu d'Etnología el 4 de noviembre y que se ha retirado de la programación sin explicaciones.

Pero en el caso del MuVIM viene a ser reiterado. Las exposiciones se celebran también sin catálogo. Se atrasan meses. Se adelantan. A diferencia del pasado, de hace tan solo tres años, en el Museo no saben qué es lo que van a hacer con un mínimo de previsión. Las publicaciones se han reducido considerablemente. Se inauguran muestras como la dedicada a las motos sin catálogo que le dé sentido. Se ha llegado a situaciones tan absurdas como inaugurar una colección de amuletos de una particular en un museo que en principio iba a estar dedicado a la Ilustración. "La tenían que haber titulado Kant y su pata de conejo", bromea un funcionario.

No hay ningún libro o estudio que dé coherencia a nada de lo que allí sucede. Hay colecciones de libros que llevan años sin publicar referencias. El MuVIM vive en la ola de lo banal, con la complacencia del director Joan Gregori. Igual se organiza un concierto de Chimo Bayo que se proyecta una comedia americana de los cincuenta en versión original.

Muchos lo achacan a la influencia del asesor Antonio Lis, antiguo diputado de Cultura y hombre de confianza de Puchalt, una persona que está enfrentada con los trabajadores de la corporación. La confrontación se ha hecho ya pública. La Junta de Personal de la Diputación de Valencia denunció el pasado 7 de octubre ante el presidente de la corporación, Alfonso Rus, lo que ellos consideran por parte de Lis "falta de respeto continuada" a los funcionarios. En una resolución, firmada por todos los sindicatos, se le solicitaba a Rus "la apertura de un expediente informativo previo, en su caso, a la incoación de un expediente disciplinario". Se le acusaba de verter en un documento interno "acusaciones hacia los trabajadores del área que vulneran su honorabilidad y profesionalidad".

AMBIENTE ENRARECIDO EN CULTURA

El ambiente está enrarecido. "Pasa algo raro", admite un funcionario del área. "No tengo claro lo que sucede, pero las cosas no van bien". En este contexto, la asociación de críticos valenciana AVCA y la asociación de artistas de la Comunidad Valenciana AVVAC han puesto su foco de atención sobre este museo. Con un duro comunicado titulado La democracia secuestrada en el MuVIM, venían a incidir en la situación de malestar en un centro donde, dice el presidente de AVCA, José Luis Pérez Pont, las cosas no van nada bien. "El MuVIM es una bomba de relojería", asegura.

En el escrito, además de recordar el "bochornoso" episodio de censura de una exposición de la Unió de Periodistes y el cierre encubierto de la Sala Parpalló, ambas asociaciones denunciaban la opacidad que rodea a una "provisión de plazas de libre designación", mediante la cual "la Diputación de Valencia pretende adjudicar de forma definitiva la plaza de dirección del MuVIM y la de la Sala Parpalló". Dicho concurso, dicen fuentes consultadas de la corporación, es una mera "consolidación de plazas", pero es tal el oscurantismo que le rodea que ha suscitado suspicacias.

Otro tanto sucede con la licitación, con pliego de condiciones, de la reestructuración de la exposición permanente titulada La aventura del pensamiento. Según denuncian estas dos asociaciones, el concurso tiene una dotación adjunta de 30.000 euros para cambiar la muestra. Se trata de un gasto que a ambas asociaciones les parece "inconcebible, pues ya existe un director provisional y conservadores suficientes en el MuVIM que deberían tener encomendada dicha tarea, sin que suponga un gasto añadido para el contribuyente".

Por si fuera poco, la licitación de la exposición permanente del MuVIM coincide con la consolidación de las plazas de director del MuVIM y de la Sala Parpalló. "La experiencia nos enseña que en estos entramados de política e intereses la casualidad no es tal", dicen críticos y artistas, "por lo que consideramos conveniente alertar acerca del trasfondo que pudiera ocultarse en estos movimientos diseñados desde la Diputación de Valencia", añaden.

Entre los miembros de estas dos asociaciones existe una honda preocupación por la deriva que ha tomado el museo. Un centro que en su día fue un referente, se halla constantemente al borde del desajuste y del silencio. Sin ir más lejos, cuando este domingo cierren las dos exposiciones de En moto!, el MuVIM no va a tener nada que exponer durante un mes, hasta que se abra ya cerca de Navidad, la muestra dedicada a los videojuegos. Estará vacío, como el despacho de Puchalt.

Comparte esta noticia

comentarios

Actualmente no hay comentarios para esta noticia.

Si quieres dejarnos un comentario rellena el siguiente formulario con tu nombre, tu dirección de correo electrónico y tu comentario.

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG