X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Miércoles 26 abril 2017
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
DISEÑO PARA EL PENSAMIENTO

Y ahora qué: El diseño
tras el cambio político

XAVI CALVO. 01/06/2015 Los cambios de gobierno local y autonómico hacen que se atisben tiempos esperanzadores para el sector del diseño valenciano

VALENCIA. Tras las pasadas elecciones locales y autonómicas llega un cambio de signo político para la Comunitat Valenciana. Este cambio supone el fin de la hegemonía del Partido Popular, cuyas políticas culturales han consistido, especialmente en una cruda última legislatura, en terminar con la cultura minando así por completo las industrias dependientes de ella. En cuanto al diseño, ha sido un sector más bien ignorado, y aunque el nivel cualitativo de los creativos valencianos está en muy buen momento, han sido años muy duros en los que luchar contra el ninguneo institucional ha propiciado el cierre y la huida de bastantes talentos locales.

¿Y AHORA QUÉ?

Cabe suponer que la situación cambiará con este giro de políticas de derecha a izquierda. Si habrá cambios o no en las políticas de diseño o más bien, si harán alguna política por y para el diseño, está por ver, pero de momento los partidos encargados de liderar este cambio (PSPV y Compromís) han dado pasos visibles en forma de acercamiento a colectivos de diseñadores y precisamente por un ejemplar uso del diseño a partir de su contratación y posterior utilización para los materiales de sus respectivas campañas.

Es momento de oportunidades, de un futuro incierto pero esperanzador que invita a preguntarnos dónde percibiremos el cambio. Y precisamente  València, ara què?  es el lema para la próxima edición de València Vibrant, una jornada de debate que se celebrará en Valencia el día 19 de junio en La Rambleta y que reunirá a personalidades del ámbito económico, sociológico, cultural y empresarial para extraer ideas y conclusiones. El año pasado la jornada generó muchas iniciativas ciudadanas, y fue una sorpresa ver allí a representantes políticos, en este caso de Compromís como el ahora próximo alcalde de Valencia Joan Ribó o Giuseppe Grezzi.

UNA NUEVA ESPERANZA

Después de dos décadas de dominación, como si de La Guerra de las Galaxias (George Lucas, 1977) se tratase, una alianza rebelde conformada por PSPV, Compromís y Podemos ha logrado hacer caer al imperio, a base de votos y de la autodestrucción de la Estrella de la Muerte. Se abre así un panorama post-electoral bastante ilusionante en cuanto a políticas culturales se refiere, y con ello un período de oportunidades para el diseño.

Con un cambio al unísono, al mismo tiempo y en sintonía, de gobierno autonómico y local pueden cambiarse muchas cosas. Y más si echamos mano de los programas electorales, pero es más práctico mirar qué pasos han dado ya y cómo han visibilizado posibles cambios los partidos que conformarán gobiernos: PSPV, Compromís y Podemos.

Da la casualidad de que son los tres únicos partidos que antes de elecciones acudieron a la Asociación de Diseñadores de la Comunidad Valenciana buscando acercarse a un sector que pedía a gritos ser escuchado. También, como decíamos antes, Compromís y PSPV son partidos que han sabido hacer uso del diseño en campaña, y en sus programas han mostrado una excepcional sensibilidad por mostrar medidas por el diseño, y de hecho los únicos partidos que durante su trayectoria han incorporado el diseño entre sus herramientas para hacer política.

Seguramente en poco tiempo podremos ver en marcha pequeñas medidas, las que suponen menos esfuerzo administrativo pero más perceptibles y que ya parecen tener encaminadas en sus programas, como solucionar el cartelismo municipal o suprimir los concursos especulativos de diseño, lo cual no supondrá ningún coste extra y traerá muchos beneficios a corto plazo a la imagen de la ciudad. Esas medidas locales ayudarán a reconstruir una imagen perdida, apoyando al sector profesional a la vez que impulsan el diseño como industria cultural. A nivel autonómico es de donde vendrán las políticas para dar solidez a un plan a largo plazo que potencie la innovación mediante el diseño en la empresa (pública y privada).

Atrás quedó quejarse o plantear soluciones utópicas. Ahora es tiempo de exigir, como apostillaba el periodista Vicent Molins. Toda una oportunidad para una aletargada Asociación de Diseñadores, y para un sector que puede reforzar el tejido cultural y empresarial valenciano. De manera didáctica podrán ponerse sobre la mesa decenas de cosas que se han hecho mal en los últimos veinte años, e incluso podremos mirar a otras ciudades que llevan tiempo haciéndolo bien y les ha repercutido de forma positiva. Puestos a pedir, ¿por qué no una ley que regule el patrimonio de rótulos o gráficas históricas? ¿Por qué no un código de buenas prácticas para la contratación de diseño por parte de la administración? ¿Por qué no un nuevo IMPIVA que continúe la labor que se estancó hace años? ¿Por qué no un museo del diseño en la Comunitat Valenciana? ¿Por qué no recuperar una Valencia auténtica de la que no sentirnos avergonzados? Paso a paso, todo es alcanzable. Si hasta ahora la Comunitat Valenciana albergaba exitosos eventos de diseño o ilustración sin apoyo institucional alguno, ¿de qué seríamos capaces a partir de ahora con el viento de nuestro lado?

Llevamos tiempo poniendo en común ideas como colectivo y planteándolas a un gobierno que hacía caso omiso. Hasta hace una semana era una utopía que el diseño se reconciliase con Valencia, pero ha llegado el momento en el que pueden hacerse las cosas bien desde las instituciones, puede dejarse de tratar el diseño de manera superficial, y esto no hará otra cosa que permeabilizarse hacia las empresas, comercios y al ciudadano. Nuestros gobernantes han de dar ejemplo para que las buenas prácticas se extiendan.

Señores políticos, no nos decepcionen. Nos hemos creído que es nuestro momento, el de hacer las cosas bien tras tanto debate y reflexión, el momento de que dé sus frutos ese pensamiento crítico que ha derrotado al imperio que abogaba por la incultura como su particular Estrella de la Muerte.

Comparte esta noticia

comentarios

Actualmente no hay comentarios para esta noticia.

Si quieres dejarnos un comentario rellena el siguiente formulario con tu nombre, tu dirección de correo electrónico y tu comentario.

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG