X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Viernes 24 noviembre 2017
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
1.400 personas en el LYS para ver ópera

Hacia dónde van
las salas de cine

C. A.. 12/05/2014 Los estudios del sector corroboran la lenta desaparición de las grandes salas y se vaticina que la oferta bajará hasta 3.000 pantallas, mientras triunfan las propuestas de exhibir otras artes, como ópera y ballet

VALENCIA. Podrían haber llenado la sala principal del Palau de les Arts. Las 1.400 personas que, según fuentes del sector de la exhibición cinematográfica, se acercaron este domingo a los cines Lys a contemplar el Día de la Ópera constituyen una de las cifras más altas registradas en este tipo de eventos en España.

Los cines buscan su público. El sector de la exhibición cinematográfica está viviendo una silenciosa revolución en la que se plantea como parte de la oferta espectáculos que no son cine. En Valencia son práctica habitual desde hace años. Los Ocine del complejo Aqua, los Kinépolis de Paterna y los ABC... Park de Valencia se destacan por una amplia programación alternativa que incluye montajes operísticos, ballet, etc... Con una respuesta envidiable.

Ese ha sido el caso de los cines LYS de Valencia que este domingo batieron un récord nacional. La proyección de las representaciones del Nabucco de Verdi con motivo de la celebración del Día Internacional de la Ópera fue un gran éxito. Y no era una emisión en directo, sino un grabación de Royal Opera House de Londres en coproducción con la Scala de Milán y con Plácido Domingo como protagonista. ¿Qué es lo que atrae al público? "La calidad del sonido, la sensación de recogimiento que produce ver la proyección en una sala a oscuras, la comodidad...", relata uno de los asistentes.

Los Lys seguirán por esta senda y anuncian para el día 15, dentro de sus ya tradicionales jueves del Lys, un concierto de Aerosmith. Mientras, sus vecinos del ABC... Park anuncian para el martes 20 de mayo una proyección del Rigoletto de Verdi. Ballet, ópera, las artes clásicas escénicas están obteniendo buenos resultados. "Funcionan muy bien", admitían hace unos días desde la cadena Excin SA propietaria de la cadena ABC. Y lo que funciona, no se tiene que tocar.

MÁS PANTALLAS, SALAS MÁS PEQUEÑAS

La transformación de los cines está siendo completa y afecta también a su morfología. Además de la incorporación del sistema digital, los complejos apuestan por una transformación total de sus espacios. Un buen ejemplo ha sido la reciente reforma de los céntricos cines ABC... Park que este verano reconvirtieron una de sus salas de más de 800 butacas, la C, en cinco más pequeñas.

No han hecho sino seguir la tónica de toda España donde el número de salas pequeñas es mayor. Los grandes cines prácticamente han desaparecido. Así lo deja entrever el decimoséptimo Censo de Salas de Cine que AIMC (Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación) acaba de elaborar con la colaboración de dos de los mayores exclusivistas y distribuidores publicitarios del medio cinematográfico español, Discine y Yelmo.

Este documento, que como bien dicen sus promotores, "proporciona una de las visiones más precisas del panorama de la exhibición cinematográfica en España", ha tomado como base el censo anterior, del 1 de abril de 2013, y ha sido completado mediante un importante trabajo de investigación. Es el mapa más completo de cómo son los cines españoles a 1 de abril de 2014.

Y el primer dato significativo es el descenso en el número butacas que se ha situado en 825.371, 43.253 butacas menos que en 2013, o lo que es lo mismo, una caída del 5%. Esta bajada no es coyuntural, sino una tendencia, ya que con respecto a 2011 el número de butacas ha bajado un 8,2%.

El número de locales de exhibición se ha reducido también por tercer año consecutivo y se sitúa en 695. Han cerrado 50 cines, lo que supone un 6,7% menos. Asimismo, también se ha reducido el número de pantallas que ha pasado de 3.813 a 3.675, con 114 altas y 252 bajas. Y las previsiones no son optimistas ya que según las estimaciones que manejan en el sector el número ideal de pantallas para toda España sería de 3.000.

Colas en los cines ABC... Park durante la última Fiesta del Cine.

Tras la estabilidad de los últimos años, desde AIMC destacan que se aprecia una leve tendencia "hacia cines con más pantallas pero salas más pequeñas con relación a 2013". Así, citan como ejemplo, que la media de butacas por sala ha pasado de 229 a 225 unidades en 2014  año y cada local tiene, en promedio 5,3 salas (dos décimas más que en 2013).

Estas diferencias se acrecientan notablemente si nos remontamos más atrás en el tiempo, prosiguen desde AIMC, pues en 1998 existían 336 butacas por pantalla y 2,8 pantallas por local. En la actualidad la mitad de los cines (50,2%) tienen diez o más pantallas. El incremento desde 1998 ha sido considerable, ya que entonces sólo una décima parte (10,8%) de los cines tenían más de diez pantallas.

¿DÓNDE HAY MÁS SALAS POR HABITANTE?

Existen aproximadamente en España 78 salas de cine por cada millón de habitantes, tres menos que en la anterior entrega del censo y catorce menos que en 2007. Dentro de esa media, las que está por encima son La Rioja (115 salas para millón de habitantes), Navarra (99), Cataluña (96) y Comunidad Valenciana (86). Las provincias con mayor densidad son, por este orden, Tarragona, La Rioja, Valladolid, Girona y Lleida, que superan las 110 salas por millón de habitantes.

En el reparto geográfico, ninguna sorpresa. Las comunidades con mayor número de salas son Cataluña (con 724), Andalucía (con 631) y Madrid (con 489), que juntas agrupan la mitad de las existentes en España. En cuanto al ranking por provincias Barcelona con 494 salas se sitúa en primera posición, seguida de Madrid bien cerca (489) y, a mucha distancia de ambas, Valencia (200), Alicante (191), Málaga (154) y Sevilla (139).

En cuanto a los cambios tecnológicos, el censo de 2014 revela que la implementación del cine digital ha crecido. Las 2.803 salas con proyector digital ya suponen tres cuartas partes (el 76,3%) del total. Si nos fijamos en el número de locales, 437 (un 62,9%, casi dos tercios) ya poseen, al menos, una sala digital.

No ocurre lo mismo en cuanto a las salas con 3D donde la distribución es un tanto caprichosa. Así, las comunidades con mayor porcentaje de salas 3D se encuentran en Canarias (39,3%), Castilla y León (35,1%), Aragón (32,2%), Madrid (31,5%) y Asturias (31,4%). En el otro extremo se encuentran Andalucía (17,9%), Comunidad Valenciana (17,7%), Navarra (17,2%), Murcia (15,8%) y Ceuta y Melilla (12,5%). El 3D, precisamente, se consideró en su momento como una de las alternativas para atraer nuevos públicos a raíz del éxito de Avatar. Pero recientemente Gravity, filme que hace un uso aún más eficaz de esta tecnología, no ha conseguido que se reeditara la fiebre por el 3D de igual manera.

UNAS POCAS PELÍCULAS CONCENTRAN LA TAQUILLA

El impulso registrado en los últimos meses en los cines españoles, y la puesta en marcha de iniciativas como la Fiesta del Cine o las proyecciones especiales de ópera, ballet y conciertos, se ha traducido en unos mejores ingresos con respecto a 2013, que para muchos fue un annus horribilis. Ese curso la industria de la exhibición cinematográfica recaudó, sólo en taquilla, 507 millones de euros. A esta cantidad habría que unir un tercio más de ingresos por vía de los servicios de restauración, aproximadamente. Con todo, una cifra muy inferior a la de 2012.

Aunque 2013 fue un curso sin grandes éxitos, se repitió la tónica y cinco películas concentraron más del 10% de la taquilla. En concreto The Croods (13,8 millones de euros); El Hobbit (13,6); Gru 2. Mi villano favorito (13); Guerra Mundial Z (12,1) y Frozen (11,6), recaudaron el 12,6%, aproximadamente, del dinero que se obtuvo por la venta de entradas.

En este contexto no es de extrañar la buena recepción que ha tenido entre los exhibidores la comedia Ocho apellidos vascos, que ha obtenido los mejores resultados de la historia del cine español. Con más de 50 millones recaudados hasta la fecha, la cinta de Emilio Martínez Lázaro ha logrado ella sola unos ingresos en taquillas equivalentes al 10% de las entradas de 2013.

Pero no siempre habrá un Ocho apellidos vascos a mano. Por eso los cines agudizan ahora el ingenio para optimizar sus espacios y buscar alternativas de programación. Así han ido desapareciendo paulatinamente las grandes salas. Ya no quedan cines Roxys. Sólo sus fantasmas que pasean por multisalas y que, en ocasiones, incluso, ya no van ni a ver películas, sino óperas.

Comparte esta noticia

comentarios

Actualmente no hay comentarios para esta noticia.

Si quieres dejarnos un comentario rellena el siguiente formulario con tu nombre, tu dirección de correo electrónico y tu comentario.

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG