X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Lunes 21 junio 2021
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
La ciudad y sus vicios

La Valencia de los interiores: lugares de la 'ciutat' que son especiales por dentro

VICENT MOLINS. 16/08/2014 Algunos de los profesionales de la ciudad se mojan para reconocer algunos de los interiores más lúcidos del 'cap i casal'

VALENCIA. Tengo una amiga que sostiene impenitente la estrambótica teoría de que cuanto peor pinta tenga un local comercial, más nos podemos fiar. Es un extraño ejercicio de reafirmación de la autenticidad a través del descuido de la forma. Debe concebir, imagino, una tienda bien diseñada como una estrategia para plantar en tus morros un caballo de Troya con el que darte gato por liebre, como una caverna platónica en la que hacerte ver lo que pretenden que veas. Ella necesita terapia, exfoliar prejuicios y darse un chute de interiorismo que ni leyendo la revista Monocle como si fuera un prospecto escrito por Bucay.

Con ese objetivo he llamado a consultas a unos cicerones interioristas disponibles en el agosto más profundo. Trazarán un ruta con la que dar a conocer los que, para ellos, son enclaves privados con mejor aspecto por dentro. Vienen a separar el grano de la paja (y del palé, rey decorativo del lustro, del que un día habrá que hablar bien a fondo). Vienen a depositar por escrito sus garitos filia, que pivotan desde los entornos modernizados más acogedores hasta escenarios históricos, fetén, y más o menos incólumes con el paso del tiempo.

Los elegidos para darse un chapuzón interiorista son:

-Borja García, diseñador pujante, miembro de la generación Russafa, diseñador de los adentros de restaurantes como Copenhagen o el novísimo Oslo. Varios de los mejores proyectos de futuro contarán en algún punto con su participación.

-Carles Gámez, histórico predicador de interiores, autor de la Valencia Guía editada  por el CDICV (el colegio profesional del ramo) o de libros como El interiorista y el extraño caso del señor Ikea.

-Paco Ballester, responsable del medio DissenyCV, evangelizador de buenos interiores, satisfecho por el fin del barroquismo como norma de estilo valenciana: "Ha pasado ese tiempo, estamos más en la sobriedad, en lo funcional". Ya avisó Enric Juliana en aquella columna: que Valencia o sería más gótica o no sería; adiós a la apoteosis barroca... Sin enterarnos demasiado, cuenta Ballester, se comenzó a renunciar a lo viejuno -en su variante más rancia- con la primera promoción de diseñadores de interiores (Vicente Navarro, Alfaro Hoffman...). Desde los 80 pondrían picas en Flandes.

-La interiorista Holga Gallega y Andrea Invierno, componentes del estudio ChairYourLife y representes viscerales de la sangre fresca.

Aunque yo partiría de la freiduría San Patricio, provincia de Mordor, el jurado interiorista tiene otros planes mejores. Éstas son sus referencias favoritas:

-Coloniales Huerta (web) , calle Maestro Gozalvo 13: Lo eligen tanto Borja García como Carles Gámez, así que no cabe discusión. No se hable más. Vayamos. Es uno de los restaurantes recientes con mejor reputación por su marco. Un restyling obra de Carmen Baselga que mantuvo la esencia de la mantequería Huerta (en el mismo lugar desde 1916) para el puntal gastronómico de Javier Andrés en el Eixample. Cerámica de Manises, trastienda, madera de pino francés, escaparate contundente. "Una exquisita puesta al día de un comercio tradicional, que ha sabido conjugar con maestría esa mezcla de tradición y vanguardia en su interior sin que nada desafine", valora Gámez. "Historia y tradición valenciana con una discreta -pero para nada desapercibida- contemporaneidad", remata García. Aroma a ultramarinos del nuevo siglo.

-Edificio Plaza América (I, Zaguán - web): La concesión al residencial. Paco Ballester ha pedido llegar hasta este emplazamiento construido por IGSA, en el vértice de la plaza, a orillas del mejor tramo del Turia vegetal. Aunque el edifico no está del todo habitado (el boom hizo puff) aquí podría residir Don Draper, aquí se podrían grabar ratitos de un Mad Men local. "Calidad altísima de materiales". Mármoles, acero y laca de impacto. "Referencia en este momento en Valencia en cuanto a inmobiliario residencial de alto standing". Lleva la firma del estudio NC Vicente Navarro. Una versión de los años 70 más supremos. Deberían hacer visitas turísticas por los pasillos. Es una propuesta.

- Vinoteca Vegamar (web) , calle Colón 37: Ballester y Gámez conducen hasta la artería más céntrica para poner en valor la embajada de una bodega dándose a conocer a la ciudad. Cata y venta en un entorno futurista de mobiliario negro, luz blanca. Es obra de Alfaro Hoffman para un puntal donde están implicados otros valencianos de ahora como Fran Silvestre o Nacho Lavernia. "Hoffman y Silvestre continúan su trabajo de investigación sobre el espacio y la luz; rescribiendo aquel enunciado que afirma que 'menos siempre es más'", señala Gámez. "Le da la vuelta al típico diseño de bodegas. Sin epatar, muy cuidado", refuerza Ballester. Cuando accedes no pensarías que estás en un espacio de vinos, sino en una tienda con el visto bueno de Karl Lagerfeld.

- Ferretería Hija de Blas Luna, plaza Dr.Collado: Y del futuro, al casticismo intenso. Carles Gámez ha impuesto entre los templos interioristas este paraíso metálico con más de cien años, comúnmente conocido como la ferretería del Dr.Collado. Un rococó de aparatejos y útiles. Un lugar en el que ser feliz simplemente celebrando su existencia. "Junto a La Lonja, esta ferretería sigue guardando la memoria sentimental de aquellos establecimientos históricos de la ciudad que por desgracia en su mayor parte han desaparecido". Nadie diría que tiene un diseño interior cuidado, pero a la hora de la verdad funciona con una fuerza icónica que ya quisieran para sí la mayoría. ¡Por muchos años hija de Blas Luna!

-Hotel Sorolla Palace (web) , avenida Cortes Valencianas, 58: Deslizándonos hasta la tierra prometida de Cortes Valencianas, donde las promesas se han quedado en eso, Paco Ballester hace ver la relevancia de un edificio que, de nuevo, como el del zaguán de Plaza América, exhala un clasicismo bien puesto. Su autor, no es casualidad, también es Vicente Navarro. Éste sería un espacio donde Don Draper se llevaría las visitas. Maderas nobles (me chifla esta expresión), mármoles, murales de teselas cerámicas obras de Rafael Armengol a lo Sorolla. "El hall es tan elegante, con una altura impresionante y bien resuelta. Traslada lo mejor de los edificios clásicos a un hotel".

-Espacio Camper, (web) Marques de Dos Aguas, 2: El escenario de blanco impoluto que ves ahí al lado al cruzar la calle La Paz, con un suelo replicando miles de veces la bandera a cuadros de la Fórmula 1. Aunque su interiorista, el argentino-suizo Alfredo Häberli, autor de otras tiendas Camper en París, Barcelona o Roma, tiene una explicación: "Pensando en el slogan de "Don't run, just walk" me dieron ganas de echar a andar con un vehículo y dejar trazos. Se me ocurrió usar el más sencillo que puede comenzar a conducir cualquiera: el triciclo. Los triciclos dejan unos trazos en forma de circuitos que sirven aquí para apoyar los zapatos de Camper". Esta tienda siempre me ha provocado cierto vértigo, una sensación de caer en una dimensión aparte. Según Borja García, un buen logro: "La selecciono por ser capaz de trasladar al visitante al mundo mágico en el que habita la marca mallorquina".

-Panaderías Pan Pan (web): En el tour por la concavidades mejores, Borja García quiere encapsular el momento panadero. Como caracoles tras la lluvia, han estado proliferando las panaderías de apariencia harinera. Pero no todas con demasiado éxito formal. La valenciana Pan Pan Atelier es quizá la que más cuida su aspecto, bajo la celebrada intervención de los diseñadores Stefano Colli y Eugenio Martínez. Buen ejemplo, indica García, "por saber reinventar un modelo de negocio tradicional a través del espacio. Selecta y rotunda selección de materiales". La Monocle los incluyó en su listado de locales ejemplares.

Andrea Invierno y Holga Gallega (estudió interiores en la EASD), hagamos un aparte con ellas, reconocen que muchos de los interiorismos que más les seducen no son precisamente académicos. "Nunca me los hubieran puesto de ejemplo en la escuela, pero para nosotras no todo tiene que ser formal y de libro para ser bueno". Críticas como son con esos básicos eternos como tener cada silla de un modelo o abusar de los tonos blancos, "todo muy repetitivo y visto desde hace años", reclaman un volteo por dos incorporaciones estrenadas en la urbe que recuperaron locales muy tradicionales.

- La Conservera (web), calle Literato Azorín 18: El mar en conserva, y tal. El Mercado do Bolhao de aquí. "Han readaptado una vieja pescadería de barrio en un bar de conservas portuguesas dejando la esencia del negocio originario, pescadería Pepe, y reutilizando sus elementos (el mostrador de mármol, el cartel, azulejos...)".

- La Fusteria (web-foto superior), calle Cádiz 28: "Una antigua carpintería de Russafa convertida en cafetería/bar donde también se mantiene la esencia del antiguo local. Predomina la madera y utilizan las herramientas de la antigua carpintería como elemento decorativo en su patio interior, muy agradable y acogedor. Todavía conserva el olor a madera".

Las propietarias de ChairYourLife concluyen su culto a lo auténtico con el bar Ché, Taberna Vasca  (avenida Reino de Valencia, 9), palabras mayores en el culto a lo de siempre: "tampoco es un local con un trabajo de interiorismo académico, pero tiene tanta personalidad, es muy pintoresco, deja ver los años de profesionalidad. Uno de los elementos curiosos son los bancos de madera verde separados con parabanes que hace al espacio más acogedor".

Prolongando las referencias de este nuestro jurado a espacios gastronómicos, se escuchan caer menciones bien distintas:

-La Más Bonita, playa de la Patacona: Los cuarteles más celebrados en los dos últimos veranos, aroma Formentera. Devoción para la generación cuqui. Un ejemplo idóneo para demostrar la importancia de un buen interiorismo en el éxito moderno. "Ha traído la escena más pura del Mediterráneo a tierra firme, contagiando y revitalizando la playa de la Patacona", defiende Borja García.

- Casa Calabuig (web), avenida del Puerto 336: Un mito portuario. Un viejo bastión con ese deje decadente que te acabará seduciendo. Carles Gámez justifica sus adentros: "A pesar de las reformas posteriores, el local sigue guardando la atmósfera de los viejos cafés que daban la bienvenida (o despedida) a  viajeros, trabajadores del puerto, gente del Grao...".

- Riff (web), Conde Altea 18: Cuenta la leyenda que cuando Bernd Knöller encargó a Alfaro Hoffman su restaurante del Eixample le cocinó distintos platos para contarle, por vía gustativa, cómo quería que fuera el diseño. Y funcionó. "El trabajo de Hoffman está a la altura de la propuesta culinaria. Bien pensado, sobrio, cero barroquismo", explica Paco Ballester.

- Central Bar (web), Mercat Central: Una de las últimas colaboraciones entre el diseñador Francesc Rifé y Ricard Camarena. Los dos se conocieron en el Caro Hotel, y desde entonces han establecido una prolífica relación. Para Ballester, la barra del Mercat era un reto bien complicado: "se trataba de integrar un bar moderno en un mercado tradicional, teniendo que estar abierto por todas partes. Rifé consiguió resolverlo perfectamente".

La Valencia de los interiores, amiga, está así.

Comparte esta noticia

1 comentario

anti-panpan escribió
26/05/2015 15:41

Me parece una absoluta vergüenza con los tiempos que caen , que hagáis publicidad gratuita a una empresa de explotadores como es Pan Pan Atelier, y su Jefe Daniel Martinnavarro.

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG