X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Sábado 28 noviembre 2020
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
ROCK CLÁSICO

La perenne reivindicación de Bruno Lomas, el rockero que tocó el cielo con los dedos

C. AIMEUR. 02/06/2015 16 Toneladas acoge un concierto homenaje por los 25 años de la muerte del cantante, mito de la escena local, en el que participarán antiguos componentes de uno de sus grupos, Los Rockeros

VALENCIA. Cuando tenía 10 años y estudiaba en Dominicos, Colele Faure, batería histórico del rock español, admiraba a un compañero del colegio que era "un fenómeno" jugando al fútbol. Su compañero se llamaba Emilio Baldoví (1940-1990), era de Xàtiva y se reencontraría con él décadas después, quién se lo iba a decir, cuando Baldoví, hijo de un coronel, triunfaba como cantante con el nombre artístico de Bruno Lomas. Durante tres años compartió aventuras, alegrías y sinsabores, siguiéndole por toda España.

Faure, leyenda a su vez del rock patrio, el primer batería que grabó un disco en directo, es uno de los muchos amigos de Lomas que ha tomado parte en alguno de los homenajes que desde hace un lustro se realizan de manera periódica reivindicando el legado del cantante setabense. Así, estuvo el año pasado en el Camp de la Murta de Xàtiva.

El próximo sábado 13 de junio se realizará otro homenaje más en la sala 16 Toneladas, que a pasos agigantados se está convirtiendo el lugar de encuentro de los rockeros valencianos. Como viene siendo habitual, en el concierto actuarán algunos componentes de Los Rockeros con Emilio Solo haciendo la veces de Lomas, y Los Racers interpretarán temas de Los Milos, uno de los grupos de Lomas. En esta ocasión la excusa es que se cumplen 25 años de su fallecimiento y 75 de su nacimiento pero en el fondo la onomástica es lo de menos. La SGAE hizo lo propio el pasado 26 de mayo en un acto que estuvo impulsado por Miguel Siurán, autor de la biografía del cantante Nacido para ser rocker. A Bruno Lomas parece que siempre hay que reivindicarle.

¿Pero está justificado este continuo revival, estos homenajes año tras año? Quienes le vieron actuar en directo no tienen duda. "Para mí es el mejor rockero que ha habido en España", dice Faure. "Llegó a tocar el cielo con las manos", dice por su parte Miguel Ángel Pastor, promotor y músico que compartió tiempo con Lomas, a quien tantas veces vio en directo.

Ya no son sólo pues sus fans. Sus compañeros de época tienen claro que nadie se podía igualar al de Xàtiva, cuya presencia sobre el escenario, fue insuperable para sus coetáneos. Ni siquiera Miguel Ríos admite parangón. Nadie cantaba como Lomas. Una personalidad arrolladora que, para muchos, habría revivido en la actualidad y sería citada como lo que fue, el gran introductor del rock en España, el pionero por excelencia, el hombre que se atrevió a versionear a Elvis Presley y estuvo a la altura.

Entre los que cree esto se halla por ejemplo José de Rueda, programador de 16 Toneladas, quien admite su filia por el cantante valenciano. "Cuando me propusieron [los organizadores] el concierto sabían que iba a decir que sí", bromea. Al margen del tributo, modesto, sincero, De Rueda cree firmemente que "si no hubiera muerto se le hubiera reivindicado ahora, como se ha hecho con Los Salvajes, pero no por cuarentones y cincuentones, sino por gente joven", asegura.

En parte existe un afán de justicia poética con Lomas, porque su historia es la de un cantante al que la mala suerte privó de glorias mayores. Aunque Lomas aún pudo presumir de haber gozado de algo reconocimiento. Y es que, como recuerda Vicente Fabuel, "hay gente que lo pasó peor". Profundo conocedor de su carrera, el especialista valenciano considera que la figura de Lomas es una de esas pocas que resultan incuestionable, que está incluso "por encima de sus discos".

Número uno desde sus inicios en 1960 con Los Milos hasta 1972, año en el que logró su último gran triunfo con ‘Ven sin temor', durante poco más de una década vivió fama y gloria. Pero, pese a su éxito, hay unanimidad en que el rock no fue justo con él, que no recibió todo lo que merecía porque merecía más. Cierto es que durante el periodo que va del arranque de esa década hasta incluso mediados los setenta, Lomas siempre tuvo un hueco en el competitivo mundo de la música. Pero todo ello no es óbice para constatar que, pese a los premios en festivales como el del Mediterráneo, pese a los miles de fans que le convirtieron en un icono, a Lomas le perjudicó mucho, y cómo, la decisión de quedarse en Valencia. Tocó el cielo con la punta de los dedos. Mereció asaltarlo.

"Aquella época no es como está", recuerda Pastor. "Ahora es fácil ponerse en contacto con cualquier parte del mundo gracias a internet, los móviles... Entonces no; entonces quedarse en Valencia era como estar aislado de Madrid y Barcelona, donde se decide todo", explica Pastor. "Se tenía que haber quedado en Madrid", abunda Faure. "Venirse a Valencia fue un error", sentencia el batería. En cuanto cambió el viento, en cuanto triunfó el pop y el rock quedó eclipsado, su nombre pasó a un segundo plano que fue tercero, incluso cuarto, por hallarse lejos de las zonas de influencia y vivió de réditos y casi en silencio.

A Lomas hoy se le recuerda por sus versiones de canciones como ‘Rogaré', traslación al español de ‘Preghero', la adaptación al italiano que hizo otro grande del rock europeo, Adriano Celentano, del no menos recordado ‘Stand by me'. También son muy populares sus versiones de Elvis Presley o ‘Comprensión', su particular adaptación de ‘The House of The Rising Sun' de The Animals, o ‘Nada extraño', de la celebrada ‘It's not inusual' de Tom Jones. Pero también por temas como ‘¡Chico, chica, boom!', con música de Enrique Escobar y letra de Ignacio F. Iquino, que se escuchaba en la película homónima de Juan Bosch que protagonizó Lomas, la cual, sin ser gran cosa cinematográficamente hablando, logró 433.139 espectadores en 1969; una cifra que da fe del tirón del valenciano entre el público.

Convertido en un referente para los músicos valencianos, fue poco antes de su muerte en un accidente de tráfico que uno de los grupos más en auge de aquel momento, Seguridad Social, señaló a Lomas e inició su recuperación para la primera línea del rock nacional con su canción ‘Todo por el aire', una reunión que se celebró en 1989 y tuvo como padrino a Diego A. Manrique en un escenario privilegiado, FM2, uno de los mejores espacios de la historia de TVE dedicado al rock.

"La experiencia fue una de las más maravillosas que he tenido en el mundo del rock", dice José Manuel Casany al evocar aquel encuentro. Ellos eran entonces unos veinteañeros con ganas de comerse el mundo y Lomas era poco menos que una gloria local, olvidado por la escena patria, amante amnésica como pocas. Juntos firmaron un tema lleno de energía con el que Lomas volvió a sentirse más rockero que nunca.

Curiosamente, la canción "no fue ni single", recuerda Casany. "Les interesó a ellos, a los del programa. Nosotros estábamos emergiendo y les gustó la idea de la reunión. Me parece bien que ahora haya más gente joven que lo recupere. Los que deberían haberlo hecho han sido un desastre. Podríamos decir lo mismo de Nino Bravo. Por mucho que te hayan sorbido el cerebro con Operaciones Triunfo, cuando la gente tiene un poquito de criterio, tiene que reconocer y sabe que tiene que reivindicar a Lomas. No ha habido ningún rockero en España como Bruno Lomas", apostilla. Por si alguien lo dudaba.

Comparte esta noticia

1 comentario

ARTEMISA escribió
03/06/2015 10:14

PARA MI FUE EL MEJOR, ESTUVE EN SUS COMIENZOS CON SUS COMPAÑEROS-FUE EN LA CASA DE ANDALUCIA, HABIA UN PIANO Y UN GRUPO DE CHICOS Y CHICAS ANIMAMOS PARA QUE TOCARAN Y CANTARAN. AL POCO LE VIMOS ACTUAR EN EL CLUB UNIVERSITARIO. ERAN ESTUPENDOS- CON MAS DIVULGACION SERIA UN CELENTANO O,HALIDAY

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG