X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Miércoles 21 agosto 2019
  • Valencia Plaza
  • Plaza Deportiva
  • Cultur Plaza
culturplaza
Seleccione una sección de VP:
MODA

La valenciana que fotografía la esencia de las Fashion Week

GRETA BORRÁS. 28/02/2014 Josefina Andrés con su cámara recorre las Semanas de la Moda internacionales capturando las mejores fotografías de 'street style'

VALENCIA (Todas las fotografías © Josefina Andrés publicadas en Vogue.es). Milán. Faltan escasos minutos para que empiece el desfile pero fuera del recinto donde se celebrará, en una céntrica calle, el espectáculo de la Moda hace rato que ha comenzado.

Durante la Semana de la Moda, Fashion Week, para anglófilos, las calles adoquinadas de la ciudad se convierten en una prolongación de la pasarela. Redactoras, estilistas, directoras de revista, modelos... hacen de su llegada un desfile improvisado, o no, luciendo sus mejores estilismos y las nuevas tendencias antes que nadie.

De pronto, llega un coche oscuro del que desciende una mujer delgada con una gorra con forma de cabeza de conejo, un cortísimo vestido estampado con delfines, bufanda bicolor y afilados y eternos stilettos. Se desata la locura.

Al verla, un grupo de más de quince personas de distintas nacionalidades disparan compulsivamente sus cámaras reflex. Ella es Anna Dello Russo, directora de moda de Vogue Japon y referente de moda a nivel mundial. Sonríe, posa y contesta a unas jovencitas asiáticas, blogueras, seguro, que le preguntan quien es el diseñador de su vestido y luego lo anotan en sus iPhones.

Segundos después el grupo se dispersa pero siguen fotografiando. Ahora a algunos asistentes seleccionados, personajes del mundo de la moda o estilosos desconocidos, a bolsos, zapatos y otros detalles que, durante unos pocos segundos, son capaces de captar su atención. Escenas muy similares a esta se repiten en Nueva York, Paris y Londres durante el periodo de las Fashion Weeks.

Ellos son los llamados fotógrafos de street style y su objetivo es cazar las mejores imágenes de moda en la calle para después publicarlas en sus blogs o en las de webs de algunas revistas de moda.

Valencia. Me conecto a Skype, al otro lado me espera Josefina Andrés. Ella es una de esas personas que esta mañana en Milán retrataba a la excéntrica Dello Russo a la entrada de un desfile. He quedado virtualmente con ella para hablar de fotografía, moda, inspiración y, sobre todo, de ese fenómeno que llaman street style, moda en la calle, del que forma parte y que, a pesar de no ser ya nada nuevo, parece no tener todavía fecha de caducidad.

Josefina lleva todo el día cámara en mano, una Canon 5D, "cazando" a las personas con los looks más inspiradores y los detalles más sorprendentes para crear unas imágenes que van más allá de la simple tendencia de moda. "Con mis fotos intento huir de lo obvio, me gusta fijarme en los pequeños detalles, esos que prácticamente pasan desapercibidos pero que dicen mucho"

Por eso mismo, porque sus fotos de street style no son como las de los demás, Vogue España se fijó hace un año en su trabajo y le encargó dar testimonio gráfico del street style de las Fashion Weeks internacionales para la versión online de la revista.

Sin embargo, a Josefina su encargo fotográfico más importante le llegó con tan solo siete años. "Un verano, mi padre me regaló una cámara y me dijo que sería la encargada de hacer las fotos de las vacaciones". Lo que no sabían en su casa es que Josefina ya apuntaba manera de fotógrafa de moda. "Fue un desastre. Mi padre se enfadó un poco porque gasté todos los carretes fotografiando unas cangrejeras verdes de mi tía que cada día dejaba en una posición y me encantaba ver como les daba la luz y cambiaba la tonalidad del color".

Desde aquel día, Josefina se enganchó a la fotografía y ya no se separó nunca más de su cámara. Años más tarde descubriría el mundo de la moda gracias a las revistas que compraba su madre. Quien le iba a decir por aquel entonces a la pequeña Josefina que hoy, con solo 26 años, estaría trabajando para su revista favorita y nadie le volvería a reñir por fotografiar sandalias.

No soy yo la única sorprendida. "Todavía me cuesta creer que un día estoy en Nueva York o en Milán fotografiando a personas que hasta hace poco sólo veía en blogs y revistas de moda o compartiendo jornadas de trabajo con fotógrafos a los que admiro y sigo en Tumblr"

Al contrario de lo que podríamos pensar, la fotografía de street style existe desde hace mucho tiempo y en Estados Unidos forma parte de la prensa diaria. Su principal representante, Bill Cunningham, cuya sección On the Street se publica semanalmente en The New York Times, es el precursor de este tipo de fotografia. Después, llegó Internet y algunos blogs especializados en moda callejera como The Sartorialist de Scott Schumann o Jak&Jil de Tommy Ton se convirtieron, debido a los miles de visitas diarias que recibían, en los mayores referentes de este tipo de fotografia en la red. A partir de ahí, el fenómeno de la moda en la calle creció de manera exponencial.

Hoy, Internet está lleno de páginas dedicadas a este tipo de fotografía de moda improvisada. Basta tener una cámara de fotos y un blog en el que luego publicarlas. Esas imágenes servirán de inspiración para que los amantes de la moda encuentren en ellas nuevas ideas para vestirse y combinar sus prendas. O, simplemente, como ejercicio de voyeurismo fashionista para descubrir como visten las estilistas de moda cuando asisten a un desfile o las japonesas del barrio de Shibuya, por ejemplo.

Pero la cosa no se queda ahí. Hay otro aspecto más allá de las tendencias en este tipo de fotografia. Le pregunto a Josefina que busca ella en el street style, que le aporta como fotógrafa. Se toma unos segundos para contestar, respira hondo. "Soy consciente de que son fotos que mueren en cada temporada, que están muy sujetas a un momento determinado pero, curiosamente, siempre busco con ellas lograr un punto de atemporalidad. Dentro de unos años estoy segura que este tipo de fotografias nos servirán para hacernos una idea del momento social en el que se tomaron"

A Josefina le fascina el aspecto sociológico de la moda y eso, de algún modo, se refleja en sus fotografias.

Son muchos los fotógrafos de street style, una auténtica legión, pero solo unos pocos como Scott Schumann, Tommy Ton o Josefina Andrés consiguen hacerse un hueco en ese mundo. "Es verdad que somos muchísimos y que el street style no es nada nuevo. Pero no me importa porque resulta que yo acabo de llegar, todo me parece nuevo, me sorprende y disfruto mucho haciendo estas fotos". El entusiasmo en su voz al contestar no deja lugar a dudas de que realmente es así.

Aunque lleva despierta desde las siete de la mañana y se ha recorrido Milán de un desfile a otro para no perderse nada, en su voz no hay rastro de cansancio. "Para hacer este tipo de fotografía necesitas grandes dosis de ansiedad y de obsesión. Ansiedad, por mantenerte alerta y no perder detalle de nada de lo que pase a tu alrededor. Y obsesión por encontrar esa fotografía que encaje a la perfección con la imagen que tienes en la cabeza". Serán también esos sus secretos antifatiga.

EL CIRCO DE LA MODA

La gran Suzy Menkes titulaba así uno de sus artículos en The International Herald Tribune donde criticaba que, durante las Semanas de la Moda, los alrededores de los desfiles se hayan convertido en un circo por culpa de los fotógrafos de street style y los bloggers. Escribía Menkes que muchos asistentes a los desfiles se visten de una manera extravagante únicamente para llamar la atención y ser fotografiados. Incluso, muchos se pasean y posan directamente sin que nadie se lo pidan, cuando se percatan de la presencia de los fotógrafos.

Josefina no se deja impresionar facilmente, ella solamente fotografia aquellas personas que le gustan, que le transmiten algo y, por supuesto, prefiere que no posen, que sigan a lo suyo. Ella observa intentando no ser vista, se acerca, no utiliza zoom, dispara con un único objetivo, dispara las veces que sean necesarias e incluso, persigue hasta conseguir la fotografia que busca. Dice que en las Fashion Weeks se convierte en una beauty hunter, cazadora de belleza.

¿Y SI ES SOLO UN TRUCO?

¿Y si en realidad ese supuesto estilo personal digno de ser fotografiado es solamente una maniobra de publicidad para ciertas marcas? ¿Y si nada es tan espontáneo como parece? ¿Y si Suzy Menkes tiene razón y solamente buscan conseguir notoriedad y muchos likes en las redes sociales?

Asalto a Josefina con todas estas preguntas pero ella lo tiene claro. "Vestirse es siempre una performance, da igual que sea para ir a trabajar, a una cita o a un desfile. Gracias a la moda somos cada día personas distintas pero manteniendo nuestra esencia. Esa es la verdad que me interesa captar".

Yo insisto. ¿Y si el street style es solo un truco? ¿Y si es todo mentira? "Si es mentira, ¿qué más da? Es una mentira maravillosa, fascinante y que nos hace soñar".

Me doy por vencida, estoy de acuerdo con Josefina. Ojalá todas las mentiras fueran tan dulces como la moda.

Nos despedimos. Josefina tiene que seleccionar las fotografias que mandará esta noche a la revista. Fin de la llamada.

Comparte esta noticia

comentarios

Actualmente no hay comentarios para esta noticia.

Si quieres dejarnos un comentario rellena el siguiente formulario con tu nombre, tu dirección de correo electrónico y tu comentario.

Escribe un comentario

Tu email nunca será publicado o compartido. Los campos con * son obligatorios. Los comentarios deben ser aprobados por el administrador antes de ser publicados.

publicidad
publicidad
C/Roger de Lauria, 19-4ºA · Google Maps
46002 VALENCIA
Tlf.: 96 353 69 66. Fax.: 96 351 60 46.
redaccion@valenciaplaza.com
quiénes somos | aviso legal | contacto

agencia digital VG